Català
Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

MUNICIPIOS DEMOGRAFÍA

Lleida tiene el doble de pueblos por debajo de los cien habitantes que hace una década

  • R.RAMÍREZ / A. GIL
Actualizada 09/02/2017 a las 17:51
Pasan de siete a 14 por la creciente despoblación, mientras que los de medio millar o menos pasan de 126 a 137 || La entidad que reúne a 37 de ellos reclama leyes y financiación ajustadas a sus necesidades
Imatge d’arxiu de veïns al nucli recuperat de Solanell, a l’Alt Urgell.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Imagen de archivo de vecinos en el núcleo recuperado de Solanell, en el Alt Urgell.

Imatge d’arxiu de veïns al nucli recuperat de Solanell, a l’Alt Urgell.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Imagen de archivo de vecinos en el núcleo recuperado de Solanell, en el Alt Urgell.

El número de municipios de Lleida que no supera el umbral de los cien habitantes se ha duplicado en la última década. Han pasado de siete en 2007 a 14, según datos del INE. La despoblación desde el inicio de la crisis ha hecho aumentar los “micropueblos” de hasta 500 habitantes en las comarcas leridanas: eran 126 hace diez años y ahora son 137. Esta caída del censo es generalizada (salvo excepciones como Tiurana y Soriguera, entre otros) y hace cada vez más difícil la gestión de estos municipios, que reclaman una normativa y una financiación ajustada a sus necesidades.

La ley de régimen local asigna a pueblos de menos de 500 habitantes las mismas competencias y obligaciones que los que tienen 5.000. Las principales transferencias de fondos del Estado y la Generalitat a ayuntamientos se basan en el número de habitantes y solo algunas líneas de ayudas adoptan criterios como la extensión de cada término o si tiene núcleos agregados. Estas son algunos de los problemas que denuncia la Associació de Micropobles, con 119 municipios de los que 37 son de las comarcas leridanas.

 


Piden que las ayudas no se basen solo en la población y que valoren la extensión y los núcleos agregados

 

“Cada vez hay más gente dispuesta a vivir en pueblos”, dice la presidenta de la entidad, Carme Freixa. La recuperación de núcleos deshabitados en Lleida parece corroborarlo (ver desglose). Sin embargo, Freixa puntualiza que es necesario que los micropueblos ofrezcan a sus vecinos servicios y oportunidades para establecerse y “ganarse la vida”. Para ello, reclamó políticas que garanticen la “igualdad de oportunidades con áreas urbanas y señaló “desajustes” entre la realidad de los pueblos pequeños y la normativa actual. Como ejemplo, citó obligación de incluir zonas verdes en los planes urbanísticos, que rige igual para ciudades y núcleos rurales. “Queremos que nos escuchen al dictar las leyes en lugar de tutelarnos”, concluyó.

Lleida

Fulleda (Les Garrigues) y Cabanabona (La Noguera) han perdido el 25% de su población en la última década y tienen menos de cien habitantes. Esto ha tenido una primera consecuencia: desde 2015, sus respectivos ayuntamientos pasaron de 5 a tres concejales. Lo mismo sucedó en Arséguel, mientras que Prats i Sansor, La Baronia y Bassella pasaron de 7 ediles a 5. La pérdida de población ha supuesto 20 concejales menos en las comarcas leridanas.

bausen

Bausen está sin secretario desde octubre, lo que le impide aprobar desde decretos hasta licencias de obras. Tampoco puede llevar al pleno el prespuesto de este año ni las cuentas pendientes desde 2009, algo necesario para desbloquear al fin transferencias y subvenciones que llevan años congeladas. “Nos sentimos abandonados por las instituciones”, dice la alcaldesa, Veronique Fontan. El municipio recibe el servicio de secretaría del Conselh de Aran.

Cuatro pueblos deshabitados “reviven” en el Pirineo y el llano

Frente a la pérdida de población de numerosos municipios de Lleida, en los últimos años han surgido iniciativas para ‘revivir’ cuatro núcleos abandonados en las comarcas del llano y del Pirineo. El proyecto Reviure Solanell ha recuperado parte de este pueblo del Alt Urgell, mientras que, en esta misma comarca, la sociedad propietaria del núcleo abandonado de Llirt negocia su venta a un grupo inversor de EEUU por medio millón de euros (ver SEGRE del lunes).Cérvoles, en Senterada, se ha beneficiado de la llegada de nuevos vecinos en los últimos años, muchos de ellos de origen extranjero y, en el Urgell, el empresario Emili Vives impulsa la recuperación del pueblo abandonado de Conill, en el término de Tàrrega.

Etiquetas
Comenta el contenido

Uneix-te a la comunitat SEGRE!


Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre