x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

DEPORTES

A ritmo de récord

  • AGENCIAS
Actualizada 15/04/2018 a las 10:59
Iniesta s’emporta la pilota davant de Gayá i Gabriel Paulista.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Iniesta s'emporta la pilota davant de Gayá i Gabriel Paulista.

EFE
Iniesta s’emporta la pilota davant de Gayá i Gabriel Paulista.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Iniesta s'emporta la pilota davant de Gayá i Gabriel Paulista.

EFE

Un Barcelona en pleno duelo por su inesperada eliminación europea se aferró ayer a la Liga como consuelo y derrotó (2-1) a un buen Valencia para dar un paso más hacia el título. Ahora necesita sumar 7 puntos en las 6 jornadas que faltan para lograr su séptima Liga en diez años. El equipo azulgrana logró, además, un récord histórico, algo que ningún otro club ha logrado desde que la Liga se puso en marcha en 1929. Tras igualar la semana pasada el récord que mantenía la Real Sociedad 1979-80 como el equipo que más tiempo había pasado sin perder en el torneo de la regularidad, ya son 39 partidos consecutivos sin caer en la Liga los que ha enlazado el equipo azulgrana, los últimos siete encuentros de la pasada temporada, aún con Luis Enrique en el banquillo, y los 32 del actual torneo, ya con Ernesto Valverde de entrenador.

Era un día complicado para el Barça. Sumido en plena depresión tras lo ocurrido en Roma, le tocaba rehabilitarse como equipo y hacerlo además ante un rival incómodo como el Valencia, una escuadra que, jornada tras jornada, demuestra tener las ideas muy claras y que se presentó con un plan en el Camp Nou. A recuperarse del bajón, a los azulgranas tampoco les ayudó el día, lluvioso, plomizo, gris y frío, como el ánimo del equipo y el ambiente de un estadio con muchos asientos vacíos.

 

El guardameta alemán, en su buena línea, salvó a los de Valverde en varias ocasiones valencianistas
El equipo necesita sumar 7 puntos en las 6 jornadas que faltan para lograr su séptima Liga en 10 años

 

A ese escenario salió el Valencia con todo, avisando antes de los cinco minutos con un tiro cruzado desde fuera del área de Guedes que obligó a lucirse por primera vez a Ter Stegen. Solo fue la primera de muchas llegadas del conjunto ‘che’ en la primera parte.

Al Barcelona le costó algunos minutos entrar en el choque. Valverde sacó casi el mismo once que cayó goleado en Roma, con los únicos cambios de Coutinho por Semedo y el obligado de Paulinho por Rakitic, baja por una fractura en un dedo de una mano.

El técnico extremeño debió pensar que los mismos que habían enterrado al equipo en el Olímpico romano debían ser los encargados de hacerlo resucitar, pero por momentos pareció que sus hombres fracasarían en su misión. Y eso que Luis Suárez puso el 1-0 al cuarto de hora, al rematar de primera una asistencia entre líneas de Coutinho.

Pero el Valencia ni se inmutó con el gol y la mejoría del juego local y siguió a lo suyo, llegando con facilidad a la meta azulgrana. Gayá era un puñal por la banda izquierda y Guedes tendría dos ocasiones más. En la primera, se encontró de nuevo con Ter Stegen y, en la siguiente, con un pie de Piqué.

Rodrigo falló otras dos ocasiones claras antes del descanso, una tras un error con los pies de Ter Stegen, que él mismo corrigió volando hacia su lado izquierdo, y la otra tras un fallo de Piqué en la salida del balón, que acabó con una nueva parada del meta germano.

El Barça tenía la posesión, pero sufría con las contras del Valencia y solo encontraba la réplica cuando aparecía Messi, el único de los azulgranas que rondó el 2-0 en dos remates desviados. En la reanudación, Umtiti cabeceó al fondo de la red un saque de esquina y el Barcelona, ya algo más aliviado, empezó a disfrutar del partido. Messi y Coutinho lo probaron pero no encontraron la meta de Neto. Sí lo hizo, en cambio, Iniesta, en un remate acrobático que obligó a lucirse al portero del Valencia.

Pero en pleno dominio azulgrana, una absurda entrada dentro del área de Dembélé, que acababa de ingresar en el partido, a Gayá dio vida al Valencia. Parejo, con la colaboración de Ter Stegen, transformó el penalti a cuatro minutos para el final. Con los visitantes volcados, Messi le regaló el esférico a Denis Suárez, pero Neto le ganó el mano a mano al centrocampista azulgrana.

Etiquetas
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre