x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

EMPLEO INDÚSTRIA

El juez autoriza la compra de Virginias y los 15 trabajadores de Pardinyes se irán a la calle

Actualizada 31/07/2018 a las 10:46
La empresa de Agramunt, Acrimont, y la sevillana Risi se repartirán la unidad productiva de la marca || Los empleados se sienten “utilizados y engañados” y lucharán por una indemnización “digna”
Imatge d’arxiu dels treballadors de la fàbrica de galetes i dolços Virginias de Pardinyes.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Imagen de archivo de los trabajadores de la fábrica de galletas y dulces Virginias de Pardinyes

LLEONARD DELSHAMS

La fábrica de galletas y dulces Virginias de Pardinyes tiene los días contados después de que el pasado sábado el juez que lleva la liquidación de Industrias Rodríguez, propietaria de la marca Virginias, firmara el auto de venta para que la empresa de Agramunt, Acrimont Investments y la firma sevillana Risi se adjudiquen y se repartan la unidad productiva del histórico fabricante de turrones y dulces por 5,1 millones de euros. Tanto Acrimont, como Risi y el resto de empresas que presentaron oferta no contemplan mantener la planta de Pardinyes, que cuenta con 15 trabajadores, hecho que provocaría su cierre tras 80 años de actividad.

Pese a que el juez ya ha firmado el auto de venta, la operación no se hará efectiva hasta septiembre, ya que agosto es un mes inhábil para los juzgados. Este período de gracia lo utilizarán los trabajadores de Pardinyes para pedir una indemnización “merecida tras tantos años de trabajo y de aguantar mentiras y falsas promesas”, dijo ayer la representante leridana en el Comité de Empresa, Olivia Martinez. Aseguró que “lucharán hasta el final para intentar seguir adelante” y que, en caso de que finalmente no pueda ser así, pedirán “una indemnización por despido justa”. Esta semana se reunirán los trabajadores de Pardinyes con el administrador concursal, pero los empleados ven “muy negro y con pocas esperanzas” que Virginias continúe en Lleida. Martinez explicó que “es una lástima que ninguna de las empresas quieran mantener la planta de Pardinyes, porque el administrador concursal quería que siguiera adelante porque la fábrica en sí, es rentable, lo que pasa es que la dirección lleva haciendo las cosas muy mal desde hace años”. Por ello, Martínez acusa, tanto a la directiva de Industrias Rodríguez como a los sindicatos de haberles “utilizado para buscar solo su propio beneficio y el de la empresa, olvidándose completamente de los trabajadores, además de que ninguna administración, ni la Generalitat ni el ayuntamiento se ha preocupado por nuestra situación”, lamenta.

 


La operación de compra no será oficial hasta el mes de septiembre, ya que agosto es inhábil en los juzgados

 

Una vez se haga efectiva la compra de Virginias, Industrias Rodríguez desaparecerá y solo se mantendrá la planta de Reus. Ayer, un grupo de operarios inspeccionaron la finca en la que está Virginias en Lleida, que es propiedad de una inmobiliaria. “Aún no se ha hecho efectiva la compra y ya están pensando que construir cuando cerremos, es intolerable”, concluyó la representante del comité.

Adiós a una fábrica histórica que abrió hace más de 80 años en Lleida
Salvo que haya un giro drástico del guión, todo apunta a que Virginias cerrará su planta en Pardinyes a partir del mes de septiembre. Esto supone el adiós a una de las fábricas más emblemáticas y conocidas de Pardinyes con 80 años de actividad ininterrumpida. La situación empresarial de Virginias se complicó hace cinco años, cuando los trabajadores aceptaron reducirse un 10% el sueldo por la falta de liquidez de Industrias Rodríguez. El pasado octubre el propietario de la marca entró en preconcurso de acreedores con una deuda que ascendía a los 20 millones de euros. En diciembre entró en concurso de acreedores voluntario y un administrador se hizo cargo de la empresa. En junio entró en liquidación al no haber ninguna empresa para adquirir las fábricas y el juez prorrogó un mes más el período para presentar ofertas. El pasado sábado el juez firmó el auto de la venta de Virginias y en septiembre será oficial.
Etiquetas
Comenta el contenido

Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre