x
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

CORONAVIRUS CONSECUENCIAS

Indignación entre los hosteleros de Lleida por las restricciones

  • P. RODELLAR / ACN
Actualizada 19/07/2020 a las 09:50
El restaurant La Dolceta de Lleida prepara menjar per repartir i recollir els caps de setmana.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© El restaurante La Dolceta de Lleida prepara comidas para llevar y recoger los fines de semana.

ITMAR FABREGAT
El restaurant La Dolceta de Lleida prepara menjar per repartir i recollir els caps de setmana.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© El restaurante La Dolceta de Lleida prepara comidas para llevar y recoger los fines de semana.

ITMAR FABREGAT
El restaurant La Dolceta de Lleida prepara menjar per repartir i recollir els caps de setmana.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© El restaurante La Dolceta de Lleida prepara comidas para llevar y recoger los fines de semana.

ITMAR FABREGAT

Sea el confinamiento que fuere, perimetral, domiciliario, parcial o voluntario, lo que está claro es que el encierro tiene unas consecuencias evidentemente negativas para la economía. Y si no, que se lo pregunten al sector de la hostelería de Lleida, uno de los más perjudicados por las últimas medidas impuestas esta semana por las autoridades sanitarias. Con la “nueva normalidad”, muchos establecimientos comenzaron a ver la luz tras el estado de alarma, sin embargo, a día de hoy se encuentran de nuevo en la casilla de salida, es decir, dependiendo de los pedidos de comida para llevar o para recoger. Una demanda, la del servicio a domicilio o recogida con cita previa, que algunos restaurantes de Lleida como el Carballeira, aseguran que es muy inferior a la de hace uno y dos meses. “Nosotros solo preparamos comidas los viernes, sábados y domingos. El ritmo es muchísimo más bajo que durante el estado de alarma. No es justo que la hostelería esté pagando los platos rotos”, afirmó el propietario del Carballeira, Ángel Rodríguez. Del mismo modo se expresó Joan Ferrés, dueño de La Dolceta, quien aseguró que desde la semana pasada la situación es “un desastre”. Aquí también ofrecen sus servicios tan solo durante el fin de semana. “Es que no hay gente, parece que estén fuera”, se lamentaba Ferrés. Por su parte, el gerente del restaurante La Masia, Modesto Ribes fue un paso más allá y se preguntó que “si ahora la situación es tan preocupante ¿qué vamos a hacer a partir de septiembre y octubre?”. Asimismo, indicó que por el momento su clientela está respondiendo bien y están preparando bastantes pedidos, aunque menos que en mayo y junio. Aun así, Ribes confesó que se siente “desilusionado”. “Nosotros adaptamos perfectamente todo el interior del local y nos gastamos un dinero que ahora no sirve para nada”, apuntó. Otros locales leridanos como El Tòfol o el Kaoma se encuentran en una situación totalmente idéntica. Es más, desde El Tòfol, están valorando si continuar cerrados 15 días más.

Etiquetas
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre