x
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

IGUALDAD LGTBI

Adiós, Juanjo... ¡bienvenida, Victoria!

Actualizada 23/11/2020 a las 12:41

Una joven de Lleida de 30 años celebra que hace diez días el Registro Civil por fin ha reconocido su verdadera identidad de género, con lo que deja atrás su nombre de nacimiento

Victoria Monique Sáez

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Victoria Monique Sáez

ITMAR FABREGAT
Victoria Sáez va començar fa dos anys un procés de transició i el Registre Civil va reconèixer a començaments de mes el canvi de sexe al DNI.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Victoria Sáez comenzó hace dos años un proceso de transición y el Registro Civil reconoció a principios de mes el cambio de sexo en el DNI.

ITMAR FABREGAT
Victoria Sáez va començar fa dos anys un procés de transició i el Registre Civil va reconèixer a començaments de mes el canvi de sexe al DNI.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Victoria Sáez comenzó hace dos años un proceso de transición y el Registro Civil reconoció a principios de mes el cambio de sexo en el DNI.

ITMAR FABREGAT

“Soy una mujer desde el día en que nací aunque la gran diferencia ahora, desde que decidí hace dos años dar el paso de mostrarme al mundo tal y como siempre me he sentido, es que soy una mujer feliz y llena de vida”. Con estas palabras recuerda Victoria Monique Sáez, una leridana de 30 años, el día en el que comenzó un proceso de transición que ‘culminó’ el pasado 11 de noviembre, cuando el Registro Civil de Lleida por fin reconoció su verdadera identidad de género y dejó atrás su nombre de nacimiento, Juanjo. A día de hoy se siente más segura que nunca de expresarse tal y como es, aunque su infancia estuvo marcada por la presión social y la desinformación. “Me habían etiquetado erróneamente como un chico y yo apenas conocía la existencia del colectivo trans. Crecí viendo en la televisión a figuras como Bibiana Fernández y Cristina Ortiz La Veneno, pero nunca encontré en ellas un modelo a seguir porque los medios solo exponían estereotipos, convirtiendo a estas mujeres en un espectáculo. Y mucho menos encontré un referente de mujer calva. Todo eso me provocó miedo a mostrar quién era, pues revelaba que las trans estaban relegadas a la marginación”.

Precisamente, la aclamada serie La Veneno ha sido la primera en visibilizar con sensibilidad la realidad de las mujeres trans. Para Victoria, no fue hasta la adolescencia cuando empezó a desprenderse de una masculinidad que para ella era “tóxica” y en 2018 dio inicio a un proceso de hormonación. De estos años destaca que, al identificarse como mujer trans, sintió que bajó dos escalones socialmente: por ser trans, pero también por ser mujer. “Sientes que tienes que ser la más femenina para que la sociedad te acepte, porque cuanto más se parece tu aspecto al de una mujer normativa hay menos discriminación, pero tenemos que aprender que cada uno se expresa de una manera diferente. En mi caso, me siento orgullosa de ser una mujer calva y no me importa lo que digan los demás”.

En cuanto al trámite de cambio de sexo en el Registro Civil, asegura que “tenemos la suerte de disponer de entidades como Colors de Ponent y el Servei d’Atenció Integral LGBTI, que te acompañan y te ponen las cosas fáciles”, aunque denuncia que, “tener que hormonarse durante dos años no debería ser un requisito indispensable para ese trámite porque hay personas trans que no quieren emprender ese cambio en su cuerpo”. Precisamente, esta reivindicación está más cerca que nunca de convertirse en realidad, pues el Gobierno central está trabajando en una reforma de la ley Trans que, entre otros medidas, prevé eliminar el requisito del diagnóstico médico de disforia de género y el tratamiento hormonal obligatorio para el cambio de sexo en el Registro.

En Ponent, once leridanos han efectuado en los últimos tres años lo que se conoce como una rectificación registral del sexo. Un trámite que en los últimos meses también se ha visto afectado por la crisis sanitaria de la Covid-19 ya que, según los datos facilitados a este diario por Justicia, este año se han registrado solo dos procesos en Lleida, la mitad que en 2019.

Victoria Sáez

Victoria Sáez va començar fa dos anys un procés de transició i el Registre Civil va reconèixer a començaments de mes el canvi de sexe al DNI.

Edad: 30 años
Lugar de nacimiento: Lleida
Profesión: Actualmente trabaja de dependienta en una tienda de moda y calzado urbano.

Victoria explica que “a los dieciséis o diecisiete años empecé a experimentar con mi expresión de género, vistiendo con ropa más femenina y sintiéndome cada vez más cómoda con el maquillaje. Vivir en Alemania durante un año me ayudó a ganar confianza y empoderarme, pues allí conocí a mujeres trans con las que por primera vez me identifiqué”. Hace dos años inició el proceso de hormonación y el pasado 11 de noviembre el Registro Civil aprobó su cambio registral de sexo y nombre. Aunque estudió Diseño de Moda y actualmente trabaja como dependienta en una tienda del Eix Comercial de Lleida, explica que se trata de un empleo temporal mientras se prepara oposiciones.

Etiquetas
Comenta el contenido

Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre