x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

SUCESOS INVESTIGACIÓN

Un recluso de la cárcel de Lleida mata a su compañero de celda de un corte en la yugular

  • A. GUERRERO / J. GRAU
  • |LLEIDA
02/08/2018 a las 05:21
Gherghescu Ionut, de 33 años y que cumple condena por violencia machista, es el presunto autor del homicidio contra Silva Washington, de 40 y encarcelado por robo || Lo descubrieron durante el recuento
La víctima, S. Washington (esquerra), i l'homicida, G. Ionut

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© La víctima, S. Washington (izquierda), y el homicida, G. Ionut.

ITMAR FABREGAT
La víctima, S. Washington (esquerra), i l’homicida, G. Ionut.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Los Mossos, entrando ayer en la cárcel de Lleida tras el crimen.

ITMAR FABREGAT

Un interno del Centre Penitenciari Ponent mató la madrugada de ayer a su compañero de celda tras cortarle la yugular. El crimen se produjo en el módulo 5 de la cárcel y no fue descubierto por los funcionarios hasta la hora del recuento matinal, según informó el departamento de Justicia. El presunto autor, que fue apartado del resto de compañeros, es Gherghescu Ionut, de 33 años, nacionalidad rumana, quien cumplía una condena de seis años de prisión que finalizaba en 2019 por agredir a su pareja, según informaron fuentes solventes.

La víctima es Silva Washington, de 40 años, nacido en Uruguay y cuya pena de dos años y medio de prisión por un robo con intimidación finalizaba también el próximo año. Washington presentaba un corte en el cuello, en la yugualar. El arma sería una especie de navaja hecha con cuchillas de afeitar. Se investiga el móvil del crimen.

El Área de Investigación Criminal (AIC) de la región policial de Ponent de los Mossos se hizo cargo de las pesquisas para esclarecer las circunstancias del asesinato. El presunto autor no fue detenido al estar ya encarcelado, según informaron desde la policía catalana. Por su parte, el juzgado de Instrucción 4 de Lleida en funciones de guardia procedió ayer por la mañana al levantamiento del cadáver. Hasta el centro también se desplazó un forense. Asimismo, el propio centro ha abierto un proceso de información reservada de carácter interno, según apuntaron desde el departamento de Justicia.
 


Tanto el homicida como la víctima finalizaban sus respectivas condenas el año que viene

 

Responsables de la dirección general de Servicios Penitenciarios se desplazaron ayer por la mañana hasta la cárcel. Los investigadores tomaron declaración a internos y funcionarios para recabar información. Una de las claves será determinar el móvil. Se barajaban varias hipótesis. El módulo 5, en el que ocurrió el crimen, está destinado a reos de “conducta normalizada” y la mayoría de ellos trabajan en talleres del centro, asisten a la escuela y participan en programas de tratamiento.

Desde el sindicato CSIF defendieron ayer “la actuación de los funcionarios de prisiones que a diario evitan todo tipo de acciones violentas en el interior de los centros penitenciarios”. Esta organización reclamó “más personal y medios, pese a que se seguirán produciendo situaciones incontrolables”. Ponent cuenta actualmente con 612 internos, 549 cumpliendo condena y otros 63 preventivos pendientes de juicio.

El último crimen en Ponent se produjo en el año 2000

El último crimen en el Centre Penitenciari Ponent se produjo el 13 de noviembre del año 2000 cuando un interno, Mario Casteras, cogió una barra de un aparato para hacer pesas y mató a Juan Jesús Iglesias, que tenía 32 años. El acusado lo reconoció en un juicio celebrado en la Audiencia de Lleida en 2002, que lo condenó a 16 años de prisión con el agravante de reincidencia y la atenuante de trastorno mental leve.

El móvil fue pasional, concramente un ataque de celos del acusado al mantener la víctima una relación por carta con su mujer. Además la Audiencia de Lleida también condenó a la Generalitat, como administración penitenciaria, a abonar 120.000 euros a los familiares del fallecido al considerar probado que no había suficiente seguridad en el penal cuando se produjo la agresión y que el homicida, que aceptó la pena de 16 años de cárcel, debía estar más vigilado por los funcionarios del centro.

Etiquetas
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre