x
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

COLABORACIÓN
  • JOSÉ IGNACIO LLORENS
DIPUTADO DEL PP por lleida

Reflexiones electorales

Actualizada 01/06/2019 a las 22:06
Reflexions electorals

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Reflexions electorals

SEGRE

No han sido plebiscitarias ni estatales. Han sido elecciones autonómicas libres y legales celebradas con todas las garantías constitucionales y los catalanes hemos votado para elegir un gobierno dentro de la Ley. Los resultados; incontrovertibles, indiscutibles; dicen que por primera vez en unas elecciones autonómicas ha ganado en Catalunya; con claridad, en votos y en escaños; una formación política no nacionalista, la de Inés Arrimadas.

Otro dato importante es que el bloque separatista suma más escaños –aunque no más votos– que el bloque constitucional, pero pierde dos respecto a las pasadas elecciones de 2015 y baja de 72 a 70. No es seguro, pero es probable que este bloque separatista pueda formar gobierno aunque el invento de Puigdemont y ERC seguirá dependiendo de la CUP. Las ambigüedades del PSC de Iceta y el Comú-Podem de Colau estancan sus posibilidades y los partidos que comparecían con menor representación, el PP y la CUP, han sufrido los efectos de un voto útil escorado hacia las formaciones respectivamente más próximas ideológicamente.

Es claro que el Presidente del Gobierno Mariano Rajoy ha antepuesto la defensa del Estado de Derecho y los intereses generales de España a los intereses del Partido Popular y que la inevitable aplicación del Artículo 155 ante la proclamación de la República Independiente ha quedado corta en su intensidad y extensión y ha permitido que el gigantesco aparato de propaganda liderado sin pudor por la TV3 reforzara el victimismo alimentado por unas sentencias judiciales tan justas como inoportunas. El caso es que el PSC, que fue quien limitó el alcance del 155 y la intervención de TV3, ha salido indemne. Y el beneficiario principal ha sido Ciudadanos (Cs), que hasta octubre abjuraba del Artículo 155.

Es precipitado, y poco fundamentado, decir que, como vaticinan algunos, vaya a producirse una sustitución del Partido Popular por Cs evocando supuestas analogías de otros tiempos. Porque UCD se desangraba en disensiones ideológicas y divisiones internas que no sufre el PP; que es hoy una formación solvente, estructurada territorial e ideológicamente frente a un proyecto, el de Cs, fundado por intelectuales de izquierda que une a sus indudables aciertos en la defensa de los principios constitucionales y la unidad de España una estrategia política difusa, un ideario indefinido y una escasa implantación territorial.

El bloque separatista, si consigue formar gobierno, no tiene barra libre para retornar a la vía unilateral secesionista. El Prucés, entendido como un proyecto de ruptura con el resto de España, ha muerto porque saltarse la Ley no sale gratis. Los partidos constitucionalistas (PP, PSOE y Cs) se han apresurado en respaldar al Gobierno en la exigencia de que el nuevo President de la Generalitat, sea el que fuere, se someta a la Ley y, si no es así, se aplique de nuevo el Artículo 155 con mayor contundencia si cabe. ¿Seguirán hablando de “un sol poble” los que han conseguido dividirlo en dos y hasta enfrentar a las familias? La mayoría social no respalda al independentismo. Porque, una elección tras otra, la mayoría de los votos –con una diferencia de 150.000 en toda Catalunya y 336.930 en Barcelona– apoyan la Constitución y la unidad de España y, si eso no se traduce en escaños, es porque un diputado en Lleida y Girona cuesta muchos menos votos que en Barcelona; donde, por cierto, también en escaños salen ganando los partidos que respetan la Constitución. Allí, mientras los separatistas se han quedado en 38, los diputados que respetan el Estado de Derecho son 47.

¿Defenderemos el derecho a decidir de Barcelona o el de esos tractoristas que afortunadamente seguirán cobrando la PAC y no tendrán que pagar aranceles al resto de Europa porque España seguirá dentro de la UE a pesar de los desafíos y los insultos antieuropeístas de los separatistas? ¿Continuarán presumiendo de democracia quienes no respetan la Ley? ¿Qué Catalunya tendríamos si la mitad de los catalanes desobedeciera todas las leyes autonómicas que emanen del nuevo Govern?

Lo deseable sería que el nuevo Ejecutivo catalán atendiera a las prioridades de la sociedad, gobernara desde las Instituciones para todos los catalanes y concentrara sus esfuerzos en la reconciliación social y la recuperación económica. Porque insistir en lo que el Estado ha demostrado que sabe impedir, Europa rechaza y la economía no soporta es suicida para el propio Govern y ruinoso y letal para los catalanes sean o no separatistas. O sea; diálogo, negociación y reconciliación; todo lo que haga falta y más, pero dentro de la Ley.

Lleida no ha sido la excepción de la tónica general de estas elecciones. Se ha impuesto el voto separatista, mayoritario en la Catalunya rural e interior, y el PP no ha podido evitar como sí consiguió en las pasadas Elecciones Generales la tendencia común en Catalunya y ha perdido el escaño. Y por último, con el próximo año a la vista, el Gobierno de Rajoy que acaba de subir el salario mínimo interprofesional ya está preparando la aprobación de los nuevos PGE con el apoyo del PNV o la prórroga de las cuentas actuales; que deben aportar la estabilidad que España necesita y reforzar la recuperación económica. Y no quiero perder la ocasión para agradecer la confianza a los que nos han votado y para desear a todas y todos los leridanos unas felices Navidades y lo mejor para el Año Nuevo.

Etiquetas
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre