x
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

LA PECERA
  • JUAN CAL

La canción desesperada

Actualizada 31/03/2020 a las 09:39
La Peixera

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© Juan Cal

Veinte poemas de amor y una canción desesperada es uno de los primeros libros publicados por Pablo Neruda, allá por los años veinte. En él se comprende ya toda la fuerza de su poesía, aquello que, según García Márquez, le convirtió “en uno de los mayores creadores en lengua española”. Neruda obtuvo el Premio Nobel en 1971. Escritor comprometido, militante de izquierdas, miembro del Partido Comunista de Chile, es bueno recordar su papel en la ayuda a los republicanos españoles durante la Guerra Civil. El libro, editado por Seix Barral en 1977 (la primera edición es de 1924), es uno de los más breves, apenas cincuenta páginas, de la biblioteca. Todos recordamos, si nos citan el libro, aquel poema, el número 15, que comienza con aquella estrofa inolvidable:

Me gustas cuando callas porque estás como ausente,/y me oyes desde lejos y mi voz no te toca,/parece que los ojos se te hubieran volado/y parece que un beso te cerrara la boca.No recordamos apenas en cambio la canción desesperada, ese epílogo triste del que debería ser un poemario amoroso, pero que, como tantas historias reales, acaba “abandonado como los muelles en el alba”. Soledad, aislamiento, confinamiento que podemos comprender tan fácilmente estos días de tristeza y de desesperación. Neruda nos dice que “era la negra soledad de las islas”. Islas somos en este momento de silencio y en que más que nunca necesitamos que como el poeta “era el duelo y las ruinas y tú fuiste el milagro”.

Etiquetas
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Descubrir
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre