x
Catalán Castellano
Regístrate | Iniciar sesión Regístrate Iniciar sesión
Menú Buscar
Buscador de la Hemeroteca
Segre Segre Premium

POLÉMICA TERRITORIO

Donald Trump está interesado en comprar Groenlandia a los daneses

17/08/2019 a las 05:22
Consulta en privado a sus asesores sobre la posibilidad de hacerlo || El Gobierno groenlandés dice que no están en venta mientras que Dinamarca guarda silencio
La congressista nord-americana Rashida Tlaib.

Todas las imágenes y contenidos de SEGRE.com tiene derechos y no se permite su reproducción y/o copia sin autorización expresa.

© La congressista nord-americana Rashida Tlaib.

EFE

Comprar Groenlandia. Este es la posibilidad que ha empezado a sondear en privado con sus asesores el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Al igual que ya hiciera su antecesor en el cargo Andrew Johnson en 1867 con Alaska, hasta entonces territorio ruso, el inquilino de La Casa Blanca ha mostrado su interés en adquirir esta gran isla que conforma una región autónoma integrada en Dinamarca y cuya superficie supera los dos millones de kilómetros cuadrados, poco menos de cuatro veces las dimensiones de la Península Ibérica, aunque solamente hay 56.000 habitantes. Según el relato del Wall Street Journal, que fue el medio que adelantó la noticia ayer, algunos de los asesores de Trump calificaron la idea de “fantasía pasajera”. Sin embargo, otros elogiaron la iniciativa como parte de una “sólida estrategia económica”.

Lo cierto es que, nada más conocerse esta información, el Gobierno groenlandés salió al paso para subrayar que “Groenlandia no está en venta”. “No, gracias”, replicó también Aaja Chemnitz Larsen, diputada por Groenlandia en el Parlamento danés. Por el contrario, el Gabinete socialdemócrata danés guardó silencio sobre los planes de Trump. No calló, no obstante, el líder de la oposición, el liberal Lars Løkke Rasmussen, que tildó la idea de “broma”. “Si es cierto que está pensando en eso, es una muestra definitiva de que se ha vuelto loco”, enfatizó mientras tanto Søren Espersen, portavoz en Asuntos Exteriores del Partido Popular danés. Por su parte, el político conservador Naser Khader recordó que los Estados Unidos ya intentaron quedarse con Groenlandia en 1946.


La Casa Blanca asegura que la negociación de un pacto comercial con Londres “avanza rápidamente”

En otro orden de cosas, Trump aseguró ayer que las negociaciones entre Washington y Londres a fin de cerrar un acuerdo comercial para después del Brexit “avanzan rápidamente”.

Mientras el mismo Trump aseguraba que las masacres con armas de fuego en los Estados Unidos se deben a las enfermedades mentales, ayer se supo que el tirador de Dayton, en Ohio, había tomado cocaína, alcohol y ansiolíticos.

Israel da marcha atrás pero la congresista Tlaib no irá a Palestina

Israel dio ayer marcha atrás y decidió permitir que la congresista estadounidense Rashida Tlaib visitara a su abuela en Cisjordania por “motivos humanitarios”. Sin embargo, Tlaib declinó la autorización al no estar de acuerdo con las condiciones que le imponía el Gobierno de Tel-Aviv. “Cuando gané, eso le dio a los palestinos la esperanza de que alguien diría finalmente la verdad sobre las condiciones inhumanas. No puedo permitir que el Estado de Israel quite esa luz humillándome y usando mi amor por mi abuela para plegarme a sus políticas opresivas y racistas”, explicó. Entretanto, el ministro del Interior israelí, Aryeh Deri, aseguró que la congresista estadounidense solamente buscaba provocar con su visita a Palestina. “Aprové su petición como un gesto de buena voluntad por motivos humanitarios, pero se trataba solo de una petición provocadora, que buscaba vapulear al Estado de Israel”, manifestó después de que Tlaib decidiera finalmente no visitar a su abuela, que tiene más de 90 años y vive en Beit Ur al Fauqa, en la zona septentrional de Cisjordania.

Etiquetas
Descubrir
Lo más...
segrecom Twitter

Opiniones sobre @segrecom

Envía tu mensaje
Segre
© SEGRE Calle del Riu, nº 6, 25007, Lleida Teléfono: 973.24.80.00 Fax: 973.24.60.31 email: redaccio@segre.com
Segre Segre