SEGRE

ENTREVISTA?

Mascort sitúa la lucha contra la sequía y el apoyo a la agricultura entre los ejes del presupuesto de su departamento

El conseller asegura que el sector agroalimentario es "vital" y que las cuentas quieren ofrecer oportunidades por todas partes y para todos"

El conseller David Mascort, durante su intervención a las comisiones de Acción Clímática y Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Mundo Rural para presentar los ejes de su presupuesto.ACN

Publicado por
ACN 

Creado:

Actualizado:

El conseller de Acción Climática, Alimentación y Agenda Rural, David Mascort, ha situado la lucha contra la sequía, el apoyo al campesinado y la transición energética, como los principales ejes del presupuesto de su departamento. El conseller ha detallado que se prevé un gasto de 1.045 millones para partidas relacionadas con el agua y la sequía; 572 millones en el sector agroalimentario catalán, un sector que ha dicho que es "vital"; y 300 millones de euros a la transición energética. En su exposición a las comisiones de Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Mundo Rural, y de Acción Climática, el conseller ha dicho que las acciones previstas en las cuentas buscan "poder ofrecer oportunidades por todas partes y para todos".

"Va de garantizar el agua y su calidad, va de descarbonizar y descontaminar nuestras vidas, va de ofrecer oportunidades para todos y por todo el territorio, va de que ningún campesino ni ganadero tenga que cerrar por culpa de la sequía, va de hacer las cosas de forma conjunta, hablando con todo el mundo y llegando a acuerdos, en definitiva, va de futuro", ha enumerado Mascort.

En total, el departamento gestionará 1.291 millones de euros, un 9,3% menos que en el 2023 ya que esta vez no se cuenta con los fondos europeos. Del total, 890,7 millones de euros son fondos propios del Departamento, es decir, 68 millones que el año pasado, mientras que el resto son fondos europeos finalistas, en este caso 186 millones menos.

Por ámbitos, el de Acción Climática incorpora 333 millones de euros (-31%), el agroalimentario 119 millones (-15%), el de agenda rural 462 millones (-9%), el de Políticas Marítimas y Pesca Sostenible 18 millones (+8%) y 359 millones (+40%) a diferentes proyectos y gastos de personal, entre otros.

Mascort ha fijado la lucha contra la sequía entre los principales retos del departamento y, en este sentido, ha defendido que el presupuesto se ha vertebrado para dar respuesta a esta emergencia que sufre el país.

1.045 millones de euros para la lucha contra la sequía

Tal como anunció en el pleno monográfico sobre cambio climático y sequía de la semana pasada el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, las cuentas del Govern prevén 1.045 millones de euros en el capítulo de agua y sequía.

"Evidentemente, tengo que empezar hablando sobre la sequía que sufrimos", ha asegurado el titular de Acción Climática al inicio de su intervención este viernes al Parlament. De los 1.045 millones previstos para hacer frente a la falta de lluvias, 327 millones se destinarán a ampliar y mantener las infraestructuras de regeneración y desalinización. Entre estas, Mascort ha mencionado la estación depuradora de aguas residuales (EDAR) de Puigpelat, que se inaugurará el próximo mes de marzo y que será la número 550 del país.

También sobre el tratamiento del agua, Mascort ha indicado que el objetivo del departamento es incrementar los recursos en estas infraestructuras y pasar de las 24 estaciones de regeneración de agua que hay ahora, en 40. "Los números son claros: si en el 2021 se regeneraron 53,3 hm3 de agua, en el 2022 regeneramos 70,7hm3 y el objetivo es poder regenerar 100hm3 en el 2027", ha apuntado.

El departamento también destinará 26 millones de euros al incremento del seguimiento y control de las masas de agua, zonas acuíferas y la recuperación y reestructuración de zonas húmedas, como el Delta del Llobregat o los Aiguamolls de l'Empordà. Las cuentas también prevén 16 millones de euros para el mantenimiento de los cauces y espacios ecosistémicos de nuestros ríos.

El presupuesto de Acción Climática también incluye una dotación de 175 millones de euros para las inversiones locales en infraestructuras para el tratamiento de agua, entre las cuales la remodelación del EDAR de Sant Gregori o el saneamiento y depuración del núcleo urbano de Tivissa.

Por otra parte, a través de la Agencia Catalana del Agua (ACA), el departamento prevé invertir a partir del 2025 en infraestructuras "de urgencia" como las dos nuevas plantas potabilizadoras del Besòs, en Barcelona y Montcada, la reutilización indirecto del agua para los pozos de la Muga o la recuperación y creación de nuevos pozos en el Ter, el Llobregat y el Onyar. Todo eso, dotado con 150 millones de euros. Y, a través del consorcio Aigües Ter-Llobregat, el departamento invertirá 41 millones en la reparación de la fuga de la cañería de Badalona, 130 millones a las mejoras del ETAP del Ter, 20 millones a la primera fase de obras del ETAP del Llobregat en Abrera.

Finalmente, con respecto al capítulo del agua, las cuentas de este año del Gobierno también incluyen la ampliación de las ayudas para inversiones en la red en baja de los municipios de 50 a 120 millones de euros. Según Mascort, el ACA tendrá a punto la resolución provisional de la convocatoria este mes de marzo.

El departamento también ha destinado 15 millones de euros a hacer conexiones de urgencia de diez municipios -entre ellos Vallirana, Calonge de Segarra, Sant Pere Sallavinera, Prats de Rei, Jorba, Rubió-, al sistema Aigües Ter Llobregat para poder garantizar el abastecimiento de agua potable a su población debido al agotamiento de los recursos hídricos locales.

"Con estos 1.045 millones del presupuesto 2024 desde el departamento consolidamos este horizonte marcado para el 2030 de ser capaces de generar 405hm3 más con el fin de poder cerrar el ciclo en el área metropolitana de Barcelona, que nos permitirá ahorrar este recurso de los embalses para otros usos y zonas territoriales", ha sentenciado Mascort.

El sector agroalimentario es "vital": "Sabemos que lo están pasando mal"

El conseller también ha subrayado la importancia del sector agroalimentario, del cual ha dicho que es "vital". "Sabemos que es un sector que se lo está pasando mal, las transformaciones sociales y económicas actuales ha hecho de este sector el protagonista de unas reivindicaciones de que compartimos y del cual nos sentimos partícipes", ha asegurado Mascort 24 horas después de reunirse con las principales sindicatos y asociaciones agrarias y llegar a los primeros acuerdos que permitieron la desconvocatoria de algunos de los cortes de varias carreteras catalanas.

El conseller ha admitido que "hay que saber hacer frente" a la situación en las qué se encuentran los campesinos, como el cambio climático, los precios bajos y la competencia de países que no tienen que cumplir tantas regulaciones.

Con todo, ha explicado que el presupuesto cuenta con más de 3 millones de ayudas para la prevención de plagas, como la de caracol manzana, para agricultores y ganaderos o 1,5 millones de ayudas para la mejora de la salud de los animales.

72 millones de euros para el regadío

Para las infraestructuras de regadío, ha detallado que se prevén 72 millones de euros para inversiones de mejora y modernización y ha citado proyectos como el de Segarra y Garrigues, que recibirá cerca de 30 millones de euros, y los 45 millones de euros hasta el 2032 para el inicio de las obras del Canal Xerta-Noria. En este sentido, el conseller ha comentado que quiere dar respuesta a una "vieja reivindicación". Además, ha recalcado las ayudas de siete millones de ayudas para las comunidades de regantes de toda Cataluña.

En el ámbito de la alimentación, Mascort ha detallado varios proyectos "troncales" como el proyecto para la transformación de cooperativismo IMPULSO.COOP, que recibirá 1,5 millones de euros, y una convocatoria de 1,5 millones más para una nueva convocatoria de ayudas PEAC para la transformación agroalimentaria y pesquera.

Mascort ha explicado que las cuentas incluyen una partida de 1,8 millones de euros para PRODECA con el objetivo de consolidar la participación de empresas agroalimentarias catalanas en una veintena de ferias del sector, entre las cuales destaca la Barcelona Wine Week o la Alimentaria; el apoyo de 2 millones junto con la Agencia Catalana de Turismo con motivo de la Región Mundial de la Gastronomía o la creación de un Marketplace.

Por otra parte, el conseller ha afianzado su apuesta por el sector pesquero, del cual, ha dicho, no está tan de actualidad últimamente. Ha destacado que se destinarán 1,5 millones de euros más que las cuentas del 2023, hasta los 18 millones de euros. Algunas de las actuaciones será la consolidación del Instituto Català de Recerca para la Gobernanza del Mar (ICATMAR) y desarrollo del proyecto 'Una mar pel clima'.

300 millones de euros para la transición energética

Mascort ha recordado el objetivo Proencat 2050 para que el 100% de las energías en Cataluña sean renovables y ha explicado que para este año, el presupuesto incluye 300 millones de euros para la transición energética a partir de diferentes acciones, como el impulso del autoconsumo, la instalación de biogás, las ayudas para la evaluación de la eficiencia de la captación del mismo biogás o una línea de ayudas para el Bono Social Térmico, que el año pasado llegó además de 100.000 hogares. Además, ha pedido la ampliación del presupuesto del MOVES III en 37 millones.

Por otra parte, el conseller ha remarcado que este año prácticamente se doblará el presupuesto para la Energética, hasta los 65 millones de euros, para instalar placas fotovoltaicas en todos los edificios públicos de la Generalitat y la compraventa de energía como comercializadora. El objetivo final, ha insistido, es "impulsar la soberanía energética de Cataluña" para "descarbonizar" las vidas de los ciudadanos.

Otras cantidades que destinará el presupuesto del 2024, si se aprueba son los 20 millones de euros para el Plan de prevención de incendios Forestales de Cataluña 2023-2025 para retirada de árboles muertos y la gestión forestal de fincas públicas con el objetivo de hacer frente a la emergencia climática y a los incendios de sexta generación, ha dicho. También, los 40 millones de euros para la gestión de residuos o los 90 millones de euros, un 25% más para la investigación científica, de los cuales 65,6 millones serían para el IRTA. Según ha dicho, la investigación es una "prioridad absoluta" para el departamento.

El PSC con mano tendida pero atento sobre la gestión

A su vez, la diputada del PSC Sílvia Paneque, grupo con quien ERC ya tiene un acuerdo, ha explicado que su formación ha "extendido la mano" pero ha asegurado que su partido estará "atento" para que la gestión "se haga correctamente". En línea con el Gobierno, ha comentado que desde el PSC están "comprometidos" en la lucha contra la sequía y ha lamentado que las consecuciones en materia de lucha contra el cambio climático han sido "más bien escasas".

Los diputados de Juntos Salvador Vergés y Joaquim Calatayud han deseado que el presupuesto sea ejecutado en su "máxima amplitud" y han exigido una "reestructuración profunda del ACA".

Por lo que se refiere al diputado de la CUP Dani Cornellà ha afirmado que los presupuesto no cumpla con las expectativas de su grupo y que no afrontan la emergencia climática. "El año pasado ya fue así", ha comentado. Por otra parte, el diputado de En Comú Podem Enric Bárcena ha afirmado que el acuerdo de presupuestos es "gris y no tiene ningún brote verde". Por ejemplo, ha dicho que ha echado de menos el impuesto por las emisiones portuarias o una partida de 1.000 millones de euros para la energética pública "para que pueda ser el motor de cambio en implantación de la energía verde".

La diputada de Ciudadanos Marian Bravo ha instado el Govern a "ponerse las pilas" y que cuando llueva las inversiones no se olviden. "Tendríamos que haber sido mejor preparados", ha reflexionado.

Por último, tanto el diputado no adscrito Daniel Serrano como el de Vox han afirmado que el presupuesto del departamento es "insuficiente" para que el sector primario pueda afrontar la crisis que sufre.

tracking