SEGRE

LOS DETALLES

Derrota doble en Donostia

El ICG Força Lleida rompe su buena racha ante un Gipuzkoa superior que, además, se lleva el 'average'

Mala segunda parte y bajo acierto en el triple

El sudanès Kurt Kuath pica el cèrcol donostiarra malgrat l’oposició de Vrankic i Zubizarreta.

El sudanés Kurt Kuath machaca el aro donostiarra pese a la oposición de Vrankic y Zubizarreta. - ÁREA 11

Publicado por

Creado:

Actualizado:

El ICG Força Lleida no pudo alargar su buena dinámica de resultados y situarse con las mismas 18 victorias que San Pablo, Estudiantes y Tizona, después de caer ayer claramente derrotado por 87-72 en San Sebastián ante un Gipuzkoa netamente superior que, además, se llevó el premio extra del average, circunstancia que puede ser decisiva al final de la fase regular a tenor de la enorme igualdad que hay en la zona noble. Los de Gerard Encuentra fueron muy irregulares, se mostraron muy fallones en el tiro, especialmente de tres, y siempre fueron a remolque a partir del final del primer cuarto.

El partido comenzó muy táctico, especialmente por parte de Encuentra, que impuso una zona mixta, con Diogo Brito, que repetía titularidad, siendo la sombra de la referencia vasca, Alexander Barcello. Aunque no pudo secar del todo al MVP de la LEB Oro, ya que el escolta estadounidense firmó las dos primeras canastas de su equipo, el luso frenó bastante su producción y fue también protagonista en ataque con dos triples que permitieron al ICG Força Lleida mandar de inicio en el marcador (6-8, m.4).Esa fue la última vez que los leridanos estuvieron al frente. Pese a no tener a su ‘crack’ enchufado, el Gipuzkoa tiró de triples y con Vrankic estelar en esta faceta, con dos seguidos, y otro de Stürup, viejo conocido de Encuentra de su etapa en el Pardinyes, se situó cinco arriba (17-12, m.6). El técnico leridano cambió a sus dos interiores y dio entrada a Krutwig y Simeunovic por los titulares Kuath y Vega y ambos anotaron, pero no evitaron que los donostiarras mantuvieran la renta (23-18) al final del cuarto.Los locales siguieron haciendo mucho daño desde más allá de los 6,75, donde los leridanos estaban muy fallones (1 de 7). Dos triples de salida del joven ruso Savkov, cedido por el Baskonia, y Martínez elevaron la desventaja hasta los nueve puntos (28-19), que Matulionis rompió con el segundo triple de la tarde. El Força Lleida reaccionó y se situó a dos (28-26), obligando a Mikel Odriozola a parar el partido. La irrupción de Jaume Lobo, que firmó ocho puntos seguidos, permitió empatar el partido a 34, que fue lo más cerca que estuvo el equipo de Encuentra de ganar. A partir de ahí todo fue cuesta abajo. El Gipuzkoa, mucho más sólido en defensa y haciendo mucho daño en la pintura y con los triples, llegó al descanso dominando por cinco puntos (41-36), diferencia que creció en un tercer cuarto en el que los leridanos fueron siempre a remolque.Un triple de Savkov, una pesadilla desde más allá de 6,75, puso la renta en dobles dígitos casi al final del periodo (59-49), lo que obligó a Encuentra a pedir tiempo muerto, pero la situación ya no cambió. El técnico leridano tuvo que parar de nuevo el duelo cuando solo se habían jugado 1:10 minutos del último asalto porque el Gipuzkoa había alcanzado la máxima renta, 14 puntos, tras un 5-0 de salida (64-50). El Força Lleida pareció reaccionar con dos triples seguidos de Hasbrouck y Varela nada más regresar del tiempo muerto (64-56), y con posesión tras forzar Krutwig una personal. La diferencia podía reducirse aún más, pero el base chileno cometió personal en el ataque siguiente y el Gipuzkoa replicó con tres triples seguidos, uno de Martínez y dos de Savkov que acabaron sentenciando, ya que la renta ya ascendía a 17 puntos con poco más de cinco minutos para la conclusión del partido. El Força Lleida, que buscaba su séptima victoria seguida como visitante, intentó al menos salvar el average, pero no lo logró.

Gerard Encuentra, entrenador del ICG Força Lleida, afirmó al final del partido que la derrota de ayer en el Angulas Aguinaga Arena “es una buena dosis de realidad. Hay que seguir trabajando. Quedan nueve partidos y no miramos la clasificación. La derrota no ensucia la buena dinámica, pero hay que seguir trabajando porque todo el mundo se empieza a jugar mucho”. Sobre el partido, el técnico leridano lamentó que su equipo fuera siempre a remolque. “En el segundo cuarto hemos dominado el ritmo, pero el resto se ha jugado a lo que ellos han querido. Han tenido acierto y han sido mejores. No hemos empezado mal, pero íbamos un segundo por detrás en todo, no nos hemos sentido cómodos en todo el partido”, afirmó.

Gerard Encuentra también reconoció que la superioridad bajo los aros y el acierto exterior del Gipuzkoa acabaron marcando el partido. “Son los mejores de la Liga en el rebote y sabíamos que el partido podía estar ahí. Ellos han sido mejores, tanto en defensa como en ataque, y han tenido mucho acierto. Hemos sufrido mucho, no hemos podido jugar a nuestro ritmo en ningún momento del encuentro”.

tracking