SEGRE

ESNOTICIA

La Covid genera fatiga a ya curados un año después y puede afectar a células musculares

Una investigación del IRBLleida determina que personas que sufren esta secuela se recuperan más lentamente que las que padecen fatiga crónica || Esta situación afecta mayoritariamente a las mujeres

El doctor Lluís Rosselló presentó ayer el estudio junto al presidente de la Diputación, Joan Talarn.

El doctor Lluís Rosselló presentó ayer el estudio junto al presidente de la Diputación, Joan Talarn.AMADO FORROLLA

Creado:

Actualizado:

La fatiga es una de las secuelas que sufren muchas de las personas que han tenido el Covid-19. Algunas de ellas, tanto si han sufrido síntomas leves como si una infección grave, siguen padeciendo casi un año después este tipo de cansancio, similar al de las personas que sufren el síndrome de fatiga crónica.

Para conocer su evolución y determinar si el coronavirus afecta también a las células musculares, el IRBLleida ha puesto en marcha una investigación, liderada por el doctor Lluís Rosselló, en el que se evalúan las características fisiológicas respiratorias, metabólicas y metabolómicas en pacientes con fatiga post-Covid-19, en comparación con pacientes con síndrome de fatiga crónica y un grupo de control sano. .

Las primeras conclusiones a las que han llegado en esta fase inicial es que las personas afectadas por fatiga post-Covid se recuperan más lentamente que las que padecen el síndrome de fatiga crónica. “Las que han pasado la Covid tienen unos valores de aprovechamiento de oxígeno inferiores a los del síndrome de fatiga crónica y la recuperación post-esfuerzo es más lenta que en los otros dos grupos”, explicó Rosselló, investigador del grupo Fundamentos biológicos de los trastornos mentales y jefe de sección de Síndrome de Sensibilización Central del hospital Santa Maria, en la presentación del estudio, que tuvo lugar en la diputación de Lleida.

Rosselló dijo que “es un estudio que pensamos que es pionero. Sabemos que el Covid afecta a las células respiratorias y neurológicas y podría afectar también a las células musculares”.

. La investigación, que se lleva a cabo en el hospital Santa María, analizará a 66 personas, en concreto mujeres, 22 de cada uno de los tres grupos. Los investigadores han optado por centrarse solo en la población femenina, ya que, según precisó Rosselló, esta fatiga post-Covid “es mucho más frecuente en mujeres, aunque los hombres sufren síntomas más graves por el coronavirus”. En octubre comenzaron a seleccionar los pacientes. Ya se han hecho pruebas de laboratorio y fisiología y los investigadores confían obtener resultados hacia el próximo mes de junio.

La investigación cuenta con el apoyo de la diputación de Lleida, que colabora con el IRBLleida y la UdL. El presidente de la Diputación, Joan Talarn, explicó que “hay que estudiar qué hay más allá del cuadro clínico de la Covid-19 y, por esto, este trabajo es muy interesante”. Este proyecto también puede ayudar a abrir más el campo de la investigación respecto a cuál es la causa de la fatiga crónica, y centrarla, especialmente, en el hecho de que el origen de este cansancio pueda ser causado por un virus, como lo es el de la fatiga post-Covid.

tracking