SEGRE

INDUSTRIA PROYECTOS

Lleida ciudad tendrá un nuevo polígono de 36 hectáreas al pie de la LL-11

Estará listo antes de un año y ofrecerá parcelas de un mínimo de 2.500 metros

El edificio modernista Torre Solé estará situado en el centro del nuevo polígono.

El edificio modernista Torre Solé estará situado en el centro del nuevo polígono.ÒSCAR MIRÓ N

Creado:

Actualizado:

Un grupo de promotores locales impulsa un nuevo polígono industrial de 36 hectáreas en Lleida ciudad junto a la LL-11, muy cerca del de Camí dels Frares. Ofrecerán parcelas medianas y grandes, de un mínimo de 2.500 metros cuadrados, y prevén que su urbanización estará lista a finales de este mismo año o principios del próximo.

El municipio de Lleida contará con un nuevo polígono industrial de 36,1 hectáreas destinado a naves medianas y grandes ubicado al pie de la carretera LL-11, por donde tendrá su acceso principal, al lado del CIM Lleida y muy próximo al de Camí dels Frares. Este polígono está impulsado por un grupo de promotores locales que han adquirido los terrenos y prevén que su urbanización esté lista a finales de este mismo año o a principios del próximo.

El proyecto, redactado por el estudio de arquitectura Arqcoas, detalla que de los 361.439 metros cuadrados del polígono 233.360 serán edificables -el 10% de ellos debe cederse al ayuntamiento-, sobre los que podrán construirse naves con una superficie global máxima de 144.575 metros cuadrados. El resto se repartirá entre zonas verdes (70.118 m

El coste estimado para la urbanización de los terrenos se eleva a unos ocho millones de euros

²), viales (29.019

m

²) y equipamientos (28.941

m

²). Habrá parcelas de distintos tamaños, pero siempre con un mínimo de 2.500 metros cuadrados, mientras que las mayores podrán llegar a los 20.000.

Fuentes de la inmobiliaria Finques Farré, que se encargará de la comercialización, señalaron que actualmente en Lleida ciudad no hay oferta de de suelo para naves industriales medianas y grandes. “Las empresas que las necesitan deben irse a otras localidades, como Bell-lloc o Torrefarrera”, afirmaron. “Este será el único polígono disponible a corto plazo en la capital para cubrir esta demanda”, añadieron. En este sentido, indicaron que esperan que las principales interesadas sean firmas del sector de la logística y el transporte, así como otras que tengan potencial de crecimiento de cara al futuro. “Puede haber empresas que quieran disponer inicialmente de una nave de 2.500 metros cuadrados pero que tengan planificado ir ampliando progresivamente sus instalaciones”, pusieron como ejemplo. Además, explicaron que ya han recibido peticiones por parte de algunas empresas.

La zona de equipamientos, situada en el centro del polígono, incluye el edificio de estilo modernista Torre Solé, que aparte de dar nombre al polígono figura en el catálogo de bienes a proteger por su interés histórico y artístico en el Plan de Ordenación Urbanística Municipal. Aunque se encuentra en muy mal estado, el catálogo obliga a conservar diversos elementos de su fachada y estructura.

Los trámites urbanísticos de este polígono están casi completados porque hace una década la administración ya dio luz verde al planeamiento promovido por una constructora local. Sin embargo, entonces no llegó a desarrollarse a causa de la crisis económica. Ahora, sólo está pendiente una modificación para destinar íntegramente el suelo a parcelas de un mínimo de 2.500 metros cuadrados. La inversión estimada para la urbanización es de 8 millones de euros.

tracking