SEGRE

RECURSOS HÍDRICOS BALANCE

El pantano de Sant Antoni desembalsa agua a petición de los regantes del Canal d'Urgell

Solicitan caudal para el Auxiliar y poder tener recursos suficientes para el cereal y frutales hasta finales de este mes || Se suman a los del Aragón y Catalunya, que han comenzado el prorrateo

Personal especializado maniobrando en las lineas de alta tensión.

Personal especializado maniobrando en las lineas de alta tensión.MAITE MONNÉ

Creado:

Actualizado:

Endesa abrió la semana pasada el desagüe de fondo del pantano de Sant Antoni o Talarn a petición del Canal d’Urgell y para mantener el caudal ecológico del Segre, según apuntaron fuentes de la empresa. El presidente de la comunidad de regantes, Amadeu Ros, confirmó que se ha hecho esta petición para aumentar los caudales en el Canal Auxiliar, que tiene la captación en la confluencia del Noguera Pallaresa con el Segre, ya que hasta finales de mes se seguirá regando el maíz y los frutales.

En la actualidad, circulan por el Auxiliar d’Urgell diez metros cúbicos de agua por segundo.

Para mejorar la actuación en casos de averías en el Pallars Sobirà, el Pallars Jussà y en la Val d’Aran

Las cuencas del Segre y del Noguera Pallaresa (también la del Cinca) están en situación de prealerta por la drástica reducción de reservas en sus embalse a raíz de las altas temperaturas del verano y la prolongada sequía, según puso de manifiesto un informe de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) a finales de julio. Por esta razón, el Canal de Aragón y Catalunya ya ha comenzado a prorratear el riego (repartir el agua que hay entre los partícipes) a 0,47 litros por segundo y hectárea. Ahora, son los regantes del Canal d’Urgell los que precisan más caudales para finalizar la actual campaña “que está garantizada, aunque para la próxima tendrá que llover si se quiere afrontar sin problemas”, puntualizó.

Endesa indicó que aliviar agua de Sant Antoni permitirá mejorar la situación del curso del Pallaresa aguas abajo de la presa, en la actualidad casi seca, sobre todo en el tramo de cola del pantano de Camarasa, ya que aguas arriba de Sant Antoni el río no presenta ningún problema gracias al acuerdo entre la hidroeléctrica y la CHE para no afectar a la práctica de los deportes de aventura. El Pallaresa es afluente del Segre, que a su paso por Lleida llevaba ayer veinte metros cúbicos por segundo a tenor del acuerdo con la CHE para garantizar el caudal ecológico del río en la ciudad. Por esta razón se abren compuertas en este sistema de regulación todos los lunes y viernes (siempre dos veces por semana) para que el Segre no se quede seco, recordaron responsables de la firma.

Personal especializado maniobrando en las lineas de alta tensión.

Personal especializado maniobrando en las lineas de alta tensión.MAITE MONNÉ

tracking