SEGRE

Imputado y apartado de servicio un mosso d'esquadra de Lleida por tráfico de cocaína

El agente ha sido denunciado por la División de Asuntos Internos de la policía catalana || Descubrieron su presunta implicación en la venta y compra de droga a través del 'WhatsApp' de un arrestado

Imatge de la comissaria dels Mossos d’Esquadra de Lleida.

Imagen de la comisaría de los Mossos d’Esquadra de Lleida. - SEGRE

Lleida

Creado:

Actualizado:

Un mosso d’esquadra del Área Básica Policial (ABP) de Lleida ha sido imputado como presunto autor de un delito de tráfico de cocaína, según ha podido saber este periódico. 

El agente, I.G.G., fue denunciado en diciembre por la División de Asuntos Internos (DAI) de la policía catalana ante los indicios de que podría estar dedicándose a esta actividad ilícita. Además, como medida cautelar se le suspendió de funciones, es decir sin trabajo ni sueldo, a la espera de la resolución del juicio. Sin embargo, el agente ha cogido la baja por lo que no le han podido aplicar la medida, según informaron fuentes solventes.

El juzgado de Instrucción número 1 de Lleida se ha hecho cargo del caso y está previsto que el agente declare en las próximas semanas como investigado por un delito contra la salud pública junto a otras personas también imputadas en la misma causa. 

El caso se remonta a mediados de junio del año pasado cuando los Mossos d’Esquadra detuvieron a un vecino de Lleida por tráfico de sustancias estupefacientes. Entre otras diligencias, se le intervino el teléfono móvil para ser analizado ante las sospechas de que hubiera más personas implicadas en tráfico de drogas. 

Del análisis del terminal se comprobó que el arrestado mantenía conversaciones por WhastApp con varios individuos para la presunta adquisición y la venta de drogas, especialmente cocaína, y uno de ellos era un agente de los Mossos, que sería consumidor y vendedor. 

La DAI, la sección de los Mossos encargada de investigar internamente la conducta del cuerpo policial, acabó imputando al agente y, como mínimo, a otras cuatro personas. En estos asuntos hasta que no haya una resolución judicial, la DAI no puede emitir una resolución final, aunque sí puede tomar medidas cautelares como ha sido en este caso.

Conversaciones casi a diario con un presunto traficante

La Unidad Central de Informática Forense y de Nuevas Tecnologías de la Policía Científica hizo el vaciado de los chats de WhatsApp del móvil de un leridano que fue arrestado por drogas el 15 de junio del año pasado, lo que permitió identificar a al menos cuatro personas relacionadas con el tráfico de cocaína. Una de ellas era I.G.G., que utilizaba dos terminales que estaban a nombre de un familiar, según los investigadores. 

El arrestado y el agente habrían mantenido al menos una quincena de conversaciones entre el 11 de mayo y el 11 junio, cuatro días antes de la detención. Utilizaban una jerga propia para evitar ser descubiertos, según los investigadores, como escama o tiza, que sería cocaína de mayor o menor calidad, según las pesquisas. En el domicilio del arrestado en junio, los Mossos hallaron 394 gramos de cocaína y 14.000 euros, por lo que consideran que habían una red que podía obtener grandes cantidades.

tracking