SEGRE

LLEIDA

Coches fúnebres contra alcohol y drogas al volante

Para concienciar de este consumo, que causa el 30% de accidentes

Los chóferes imputados suben un 70% en Lleida en siete años

Un dels dos cotxes de difunts que recorreran les carreteres lleidatanes per la campanya de Trànsit.

Uno de los dos coches fúnebres que recorrerán las carreteras leridanas en la campaña de Trànsit. - SERVEI CATAÀ DE TRÀNSIT

Creado:

Actualizado:

En:

Dos coches fúnebres con la inscripción “Dalt del cotxe, 0’0” recorrerán diferentes puntos de Catalunya para concienciar sobre el peligro de consumir alcohol y drogas al volante. Así lo anunció ayer el conseller de Interior, Joan Ignasi Elena, que advirtió de que más de un 30% de los accidentes son provocados por un conductor que ha bebido o consumido drogas o psicofármacos. La campaña, impulsada por el Servei Català de Trànsit, pone el foco en el “uso cotidiano y normalizado” de estas sustancias. Elena señaló que cuatro de cada diez conductores fallecidos habían consumido alcohol o sustancias, y que de media en estos siniestros, la tasa de alcoholemia en los hombres se sitúa en 0,66 y la de las mujeres, en 0,62, cifras más de dos veces superiores a las permitidas por ley. Por eso, admitió que “no se debe dejar de concienciar sobre la emergencia en este ámbito”.

Además de los dos coches fúnebres que pasearán por las carreteras catatalanas durante un mes, el Govern y Trànsit también presentaron tres anuncios. “La campaña no es neutra, es dura e impactante y nos debe hacer pensar en esta realidad”, añadió el conseller. También se hará difusión en los medios y a través de las redes sociales. El objetivo es transmitir que la única tasa segura es “no consumir alcohol”. En los últimos siete años, los conductores imputados por los Mossos d’Esquadra en las carreteras leridanas por consumo de alcohol o drogas se han disparado un 70%. Como ya publicó este diario, el año pasado se instruyeron 548 denuncias a conductores ebrios o drogados frente a las 322 de 2016. Asimismo, en 2023 las denuncias penales por consumo de drogas se cuadruplicaron en las comarcas de Ponent con 116, cuando en 2022 habían sido 25. En todo el año pasado, acabaron ante el juez 1.229 conductores por delitos de tráfico.

tracking